Qué es un procedimiento de verificación de datos

Qué es un procedimiento de verificación de datos

Un procedimiento de verificación de datos tributarios es un método de Hacienda para cotejar informaciones erróneas o discrepantes en las declaraciones del contribuyente. Suelen darse cuando a la Agencia Tributaria le llegan datos que no concuerdan con la información que posee.

La diferencia principal entre un procedimiento de verificación de datos y una comprobación limitada es que, en esta última, se pueden comprobar datos e información relativa a actividades económicas, algo que no se puede llevar a cabo durante un proceso de verificación de datos. Por lo tanto, se dice que el alcance del proceso de comprobación de datos es bastante limitado y escaso.

Si te ha llegado una carta de Hacienda pidiéndote verificar algún dato de tus declaraciones o autoliquidaciones, tienes que responder cuanto antes. En este artículo vamos a explicarte todo lo relacionado con el procedimiento de verificación de datos y qué hacer cuando te enfrentas a uno.

En este vídeo de Asorlex puedes ver una explicación sobre el procedimiento.

Razones por las que se inicia una verificación de datos

Estas son algunas de las razones por las que Hacienda puede pedirte que corrobores alguno de los datos que les has mandado:

  • Si tu declaración contiene errores en su presentación, ya sean por descuido o por haber calculado mal los importes.
  • Si los datos que tú entregas no son los mismos que tenías en otras declaraciones.
  • Si hay una aplicación indebida de la normativa.
  • Si Hacienda necesita una explicación sobre algún dato que no tenga relación con el desarrollo de las actividades económicas.

Fases del proceso de verificación de datos

El proceso de verificación de datos se inicia de oficio y termina cuando hay una resolución, una liquidación provisional, una subsanación, un inicio de comprobación limitada o inspección o el proceso caduque.

  • Inicio: el procedimiento comienza cuando Hacienda le pide al contribuyente los datos necesarios para cuadrar sus declaraciones. También puede ocurrir que, directamente, la AEAT envía una notificación de la propuesta de liquidación si cuenta con los datos suficientes.
  • Tramitación: tras el inicio del procedimiento y una vez Hacienda recabe los datos necesarios enviará una propuesta de liquidación. El contribuyente tiene 10 días para hacer alegaciones si no está conforme con el resultado. Recuerda que Hacienda no siempre tiene la razón, y aceptar el importe solo por quitarse los problemas de encima puede ser mucho más caro a largo plazo.
  • Terminación: la verificación de datos termina cuando se llega a alguno de estos escenarios:
    • a) Resolución: se corrigen los errores que dieron lugar al proceso o bien se dicta que no hay lugar a una liquidación. Normalmente esto ocurre cuando no se genera una deuda con Hacienda, sino que simplemente se corrige una información que estaba mal.
    • b) Liquidación provisional. Hacienda ofrece al contribuyente una liquidación que puede salir a devolver o a pagar.
    • c) Subsanación, aclaración o justificación de la discrepancia o del dato objeto del requerimiento por parte del obligado tributario.
    • d) Caducidad. El procedimiento de verificación de datos caduca a los 6 meses desde su inicio. Sin embargo, Hacienda siempre puede pedir otro.
    • e) Inicio de un procedimiento de comprobación limitada o de inspección si es necesario.

¿Qué plazo tiene la AEAT para realizar el procedimiento de verificación de datos?

Hacienda tiene 6 meses de plazo para realizar el procedimiento de comprobación de datos. Sin embargo, una vez caducado el procedimiento se puede pedir de nuevo. La excepción se da si ya han transcurrido cuatro años desde el hecho que se está verificando.

¿Qué documentos puede pedirte Hacienda durante una verificación de datos?

Hacienda puede pedir una serie de documentos, sin embargo, en ningún caso podrá pedirte información sobre tus actividades económicas. Para eso está la comprobación limitada.

  • Justificantes de las declaraciones que contengan los datos de IRPF o IVA que se nos pide corroborar.
  • Facturas, albaranes y tickets.
  • Datos a terceros que confirmen la información que aporta el contribuyente.
  • NO pueden pedir el libro de registro.
  • NO pueden pedir los movimientos del banco.

En resumen, Hacienda puede pedir todo tipo de documentos relacionados con el dato que se quiere comprobar, pero con ciertas limitaciones.

Ejemplos de procedimiento de comprobación de datos

Ahora vamos a darte algunos ejemplos de errores que provocan el inicio de una verificación de datos tributarios:

  • Olvidarse de un dato obligatorio en una declaración. Suele ocurrir en los Modelos Informativos, que no tienen carácter tributario sino solamente aportan datos, como pueden ser el 190.
  • Calcular mal el IVA o el IRPF, de manera que nos sale a pagar de menos o de más. Esto se consideraría un error aritmético y son los más frecuentes a la hora de que Hacienda inicie una comprobación de este tipo.
  • Que los datos que presenta el contribuyente no sean los mismos que los retenedores. Por ejemplo, cuando un autónomo va a declarar su IRPF y no concuerda con el que le han retenido las empresas.
  • Cuando nos aplicamos una deducción que no nos corresponde, o que sí nos corresponde pero Hacienda quiere verificar. Por ejemplo, la reducción por hijos menores a cargo.

¿Qué hacer para suspender un procedimiento de verificación de datos?

Para suspender un procedimiento de verificación de datos el contribuyente debe hacer alegaciones. Existen dos vías, al igual que en las comprobaciones limitadas y en las inspecciones:

Recursos de reposición: el plazo para esta apelación es de un mes. Si eliges esta vía, no podrás recurrir a la vía administrativa hasta que no tengas una solución. Esta apelación es opcional porque no es necesario presentarla para ir a la corte. Con esta vía se le indica a Hacienda que reconsidere el significado de su resolución antes de pasar por el tribunal.

Vía económica-administrativa: El plazo de reclamación económica administrativa es también de un mes. Esta reclamación puede comenzar desde el primer momento en que recibimos el aviso de verificación o después de obtener una resolución a la apelación de reconsideración. Puedes leer nuestro artículo sobre cómo redactar una reclamación económica-administrativa.

¿Cuál es la sanción de un procedimiento de verificación de datos?

La sanción de un procedimiento de verificación de datos depende de si ha habido ocultación o evasión de impuestos. En este caso, existirían multas leves, graves o muy graves. Sin embargo, si se presenta una declaración complementaria antes de que Hacienda proponga la liquidación solo se aplicarán intereses de demora por cada día atrasado.

Multas de Hacienda

  • Sanción leve. Se defraudan menos de 3.000 euros y no hay ocultación. 50% de multa de la cantidad no declarada.
  • Sanción grave. Se defraudan más de 3.000 euros y hay ocultación. Multa del 100% de la cantidad no declarada.
  • Sanción muy grave: se han utilizado medios fraudulentos. Pagaremos el 150% de la cantidad no declarada.

Intereses de demora

Los intereses de demora son del  3,75% actualmente. Se pagan por día de retraso y se van acumulando. Por lo tanto, si debes a Hacienda 1.000 euros desde hace un mes, tendrás que pagar un total de 2.125 euros.

Entonces, ¿qué hacer si me ha llegado una verificación de datos tributarios?

Lo más adecuado es acudir a un abogado fiscalista. Él sabrá qué hacer, podrá responder a los requerimientos de Hacienda por ti y podría, incluso, librarte de la multa. En Viola Pérez somos abogados fiscalistas en quitarle la razón a Hacienda, ¿por qué no contactas con nosotros?

Contacto

Pide tu primera consulta con nosotros

Somos un despacho de abogados fiscalistas en Barcelona especialista en derecho fiscal y tributario. Defendemos a nuestros clientes ante comprobaciones de Hacienda, inspecciones, sanciones, demandas y cualquier procedimiento con Hacienda. Ofrecemos servicios de planificación fiscal y tributaria para que pague menos impuestos, siempre dentro de la legalidad.

En Viola Pérez (titularidad de Viola Pérez) trataremos los datos que nos facilites con la finalidad de responder consultas. Podrás ejercer los derechos de acceso, rectificación, limitación, oposición, portabilidad, o retirar el consentimiento enviando un email a info@violaperez.com. También puedes solicitar la tutela de derechos ante la Autoridad de Control (AEPD). Puedes consultar información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra Política de Privacidad.

Comparte el artículo en tus redes

Share on facebook
Comparte en Facebook
Share on twitter
Comparte en Twitter
Share on linkedin
Comparte en Linkdin
Share on pinterest
Comparte en Pinterest