Frenar el calentamiento global con impuestos verdes

Las principales asociaciones ecologistas proponen 30 medidas ecofiscales para salvar el planeta

Que el calentamiento global es un hecho ya nadie lo puede negar. La cuestión, a día de hoy, es si aún estamos a tiempo de pararlo. Todavía no somos conscientes del daño que hemos ocasionado al planeta, pero los primeros indicios empiezan a asomar: huracanes fuera de control desde hace pocos años, gélidas temperaturas en Nueva York, lluvias torrenciales o sequías prolongadas, y un largo etc. Es por ello que las principales asociaciones ecologistas del Estado Español (Greenpeace, Ecologistas en Acción, SEO Birdlife, WWF y Amigos de la Tierra) han creado un documento con 30 propuestas ecofiscales que ayuden a reducir la contaminación.

Tal y como indica El Periódico, en palabras del coordinador estatal de Ecologistas en Acción, Paco Segura, las tasas ecológicas son una herramienta útil para «reconducir la situación» y desincentivar las prácticas que generan daños en el medio ambiente. El documento presentado por las asociaciones, llamado Propuestas de fiscalidad ambiental: avanzando hacia un mundo más justo y sostenible, estipula que es imprescindible que «la recaudación obtenida de esta política fiscal se destine íntegramente a facilitar la transición ecológica y alcanzar un modelo socioeconómico acorde a los límites del planeta«.

La propuesta incide en que los impuestos deben servir para cambiar las conductas de consumo y los ciclos productivos de los diferentes sectores del país. Por ello, la fiscalidad ecologista debe tener un carácter mucho más transversal, en tanto que a día de hoy este tipo de tasas están limitadas al sector energético y a los transportes. En declaraciones para El Periódico, el director de Conservación de WWF, Enrique Segovia, declaraba: «es necesario que se abra el abanico para incluir otros elementos como la intensificación de la ganadería y agricultura, la gestión forestal dentro de las medidas ecofiscales».

Trece nuevos impuestos ambientales

Entre las medidas que presentan las asociaciones se encuentra la creación de trece nuevos impuestos ambientales. Siendo conscientes de que podrían repercutir en las clases más bajas, las ONGs advierten de que tienen en cuenta las diferencias sociales. Como indicaba El Periódico, la coordinadora de Amigos de la Tierra, Blanca Ruibal, establece una norma que se debe atender a la hora de legislar: «Hay que impulsar esa máxima de que quien contamina tiene que pagar». La activista medioambiental es consciente de que los impuestos «interpelan a la vida cotidiana» y por ello el peso mayoritario de los tributos verdes tiene que recaer en las empresas «más contaminantes».

Impuestos sobre el Vertido y la Incineración de Residuos

El impuesto pretende encarecer el vertido y la incineración de residuos, los dos métodos de eliminación de residuos más perjudiciales para la salud y el medio ambiente. De esta forma, promoverá el reciclaje.

Impuesto sobre el Cambio de Usos del Suelo

El objetivo de este impuesto es el de desincentivar la conversión de suelo no urbanizable a urbanizable. De esta manera se protege el uso de un recurso natural tan valioso y cada vez más escaso como el suelo.

Impuesto sobre Sustancias de Elevado Nivel de Preocupación

Este impuesto gravaría las sustancias peligrosas. Hablamosbde sustancias carcinógenas, mutágenas, tóxicas para la reproducción, persistentes, bioacumulables o tóxicas, para las que se propone un impuesto de 1 céntimo de euro por gramo de sustancia.

Impuesto sobre el Impacto Ambiental de la Ganadería Intensiva

Se propone crear un impuesto para gravar la afectación ambiental causada por la generación de purines y las emisiones difusas de metano generadas en instalaciones ganaderas intensivas. Se  propone excluir de una parte del impuesto a las granjas con certificación ecológica. Asimismo, las explotaciones de manejo extensivo quedarían excluidas del impuesto, debido a los beneficios ambientales y sociales que generan en el mundo rural.

Impuesto sobre la Caza

Gravar los aprovechamientos cinegéticos de los terrenos ya que la actividad cinegética, especialmente la de carácter intensivo, genera impactos ambientales en términos de equilibrio ecosistémico y biodiversidad y limita la
posibilidad de disfrute de los espacios afectados a otros usuarios.

Impuesto especial sobre el Consumo de Plaguicidas y Fertilizantes de Síntesis Química

Se trata de gravar la producción de estas sustancias, para desincentivar su uso, especialmente de aquellas con mayor impacto ambiental o sobre la salud.

Impuesto sobre el Impacto del Esquí Alpino

El objetivo de este impuesto sería gravar el daño medioambiental causado por el esquí alpino, en términos de consumo de agua, de energía, pérdida de biodiversidad y otros impactos en el territorio donde se establecen las pistas e infraestructuras asociadas.

Impuesto sobre la Extracción de Aguas Subterráneas en Acuíferos y Manantiales para el Consumo de Agua Embotellada

Se propone crear un nuevo impuesto sobre la extracción de aguas de acuíferos y manantiales para el consumo de agua embotellada, generalmente situados en zonas ecológicamente sensibles.

Impuesto sobre los Envases No Reutilizables

El objetivo de este impuesto es el de fomentar el uso de envases reutilizables y duraderos, por lo que propone la creación de un impuesto sobre los envases de un solo uso. Este impuesto supondría un incentivo a la economía circular, reduciría la elevada cantidad de envases de un solo uso consumidos cada día en España (51 millones), y fomentaría que los envasadores trasladaran su envasado a formatos reutilizables.

Impuesto sobre Actuaciones en Suelo Rural

Desincentivar las construcciones en suelo no urbanizable por el impacto ambiental que causan, como por ejemplo infraestructuras de transporte, viviendas, estaciones de suministro de carburantes, infraestructuras de transporte de electricidad, etc.

Impuesto sobre Actividades Extractivas Mineras

Las actividades extractivas provocan daños ambientales elevados en términos de agotamiento de recursos naturales no renovables. En el caso de explotaciones a cielo abierto se produce, además, una alteración del paisaje. Es en estas explotaciones donde resulta más justificada la imposición de un tributo ecológico.

Impuesto sobre el Carbono

La motivación para fijar un precio suelo al carbono es que el precio mínimo de la contaminación se mantenga constante, mientras que un sistema de comercio de emisiones permite fluctuar los precios en función de las emisiones.

Impuesto sobre la Pernoctación

El objetivo de este impuesto sería gravar el impacto que las actividades y los establecimientos turísticos tienen sobre el medio ambiente. Por otro lado, el turismo se beneficia de un medio ambiente de calidad y es justo que contribuya a la financiación de las políticas en este ámbito.

Contacto

Pida su primera consulta con nosotros

Somos un despacho de abogados fiscalistas en Barcelona especialista en derecho fiscal y tributario. Defendemos a nuestros clientes ante comprobaciones de Hacienda, inspecciones, sanciones, demandas y cualquier procedimiento con Hacienda. Ofrecemos servicios de planificación fiscal y tributaria para que pague menos impuestos, siempre dentro de la legalidad.

En Viola Pérez (titularidad de Viola Pérez) trataremos los datos que nos facilites con la finalidad de responder consultas. Podrás ejercer los derechos de acceso, rectificación, limitación, oposición, portabilidad, o retirar el consentimiento enviando un email a info@violaperez.com. También puedes solicitar la tutela de derechos ante la Autoridad de Control (AEPD). Puedes consultar información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra Política de Privacidad.

Comparte el artículo en tus redes

Share on facebook
Comparte en Facebook
Share on twitter
Comparte en Twitter
Share on linkedin
Comparte en Linkdin
Share on pinterest
Comparte en Pinterest